ÉL AGUA


tomaraguaComo es obvio, el agua es un elemento fundamental para el desarrollo de la vida

En el caso del organismo humano, el agua es necesaria para el desarrollo de todas sus funciones, haciendo que exista un flujo en el mismo que permita que los nutrientes lleguen a todas partes. 

En efecto, si lo vemos en profundidad, veremos que el mayor porcentaje de la masa corporal se compone de agua

Es por ello que suele recomendarse con cierta recurrencia que se consuma una buena cantidad por día, sobre todo en épocas de calor o luego de la actividad física: una falta en este sentido puede afectar la salud.

La cantidad de agua que suele recomendarse tomar por día es de aproximadamente un litro. 

Por supuesto, esta cantidad puede variar en función de la actividad física o del tamaño de la persona, pero el valor puede ser una referencia bastante exacta. 

Puede decirse que las principales funciones del organismo estarán cubiertas con esta medida. 

Empero, aunque parezca paradójico, el hecho de beber en exceso agua puede resultar negativo para la salud, incluso poniendo en peligro a la vida; por supuesto, para que esto suceda, la cantidad de agua ingerida tiene que ser exagerada. 

Cumpliendo con las necesidades de nuestro cuerpo, tal cual se sienten, cualquier inconveniente estará cubierto.

Una de las funciones principales del agua que tomamos es la eliminación de desechos. 

En efecto, el cuerpo, luego de utilizar los nutrientes provistos produce una serie de elementos que es preciso descartar. 

El agua hace de conductor de estos elementos hacia el exterior a partir de diversos órganos del cuerpo. 

Sin esta circunstancia sería imposible el hecho de mantener la vida y es en buena medida una de las razones por las que tomar agua en ciertas cantidades de forma recurrente es tan importante.

Es relevante señalar que el agua que ingresa a nuestro cuerpo no solo lo hace cuando la tomamos. 

En efecto, cuando comemos solemos incorporar alimentos que contienen en su interior agua

Así, las verduras y las frutas hacen en buena medida de fuente de este elemento tan importante. 

Empero, si por alguna circunstancia nos viésemos impedidos de comer por un día, la cantidad de aguaingerida debería ser mayor. 

Dado todo lo expuesto, es fácil concluir que las recomendaciones de mantener constante la ingesta de agua son harto acertadas, logrando que nuestro cuerpo funcione adecuadamente a la hora de llevar a cabo sus diversas funciones.